EL ESTADO SOY YO (Luis XIV y Cololó) Versión 2014

-Cololó, mi amor, tome estos 1.000 pesos. Son los últimos que nos quedan, tienen que durar cinco días más. Cuando salga de la escuela pase por el súper y tráigame una leche, un pan y un kilo de papas. Papá está enfermo y alguien tiene que hacer los mandados, y …¡ojo con el vuelto! mire que es mucha plata- me dijo mi mamá y me dió un besito en la frente.

………………………………………………………………………………..

¡Paaah! ¡Mandados… y solito!

Nunca me habían dejado hacer mandados a mí solito en un supermercado.

¡Van a ver cómo me rinde la plata!

¡Van a ver que ya soy grande!

¡Van a ver!

Por suerte justo pasaba Matías con su papá en el auto y le pedí que me llevara.

Paró en la estación de servicio y me pidió 10 pesos para la propina porque él no tenía cambio.

En los semáforos le di 10 pesos a un niño que tiraba unos bolos para arriba y cuando los quería agarrar se les desparramaban por el suelo.

Me dió lástima y le di 15 pesos más.

En los otros semáforos le presté 20 pesos para un señor que le limpió el parabrisas y se lo dejó mas sucio que antes.

¡Y bueeeeno! Por lo menos me quedan 945 pesos y mi mamá me dijo que hay que ser solidario.

Paramos en el centro y compré una hamburguesa para colaborar con unas enfermedades que hay y me gasté 50 pesos.

Un señor le dio al papá de Matías una boleta de estacionamiento y yo le dí 30 pesos.

Lo que pasa es que mi mamá me dice siempre que hay que ser solidario.

El otro día me dijo: “Fijate el tío Walter, él solito está organizando la colecta para la operación del señor que le duelen las piernas”

Cuando fui a subir al auto del papá de Matías me entretuve mirando a un señor pintado todo, todo, toooodo de blanco que hacía como que era una estatua.

Lo hacía mal… a veces se rascaba y tosía un poco.

Y cuando le puse 20 moneditas en un tarro…se olvidó que era una estatua y se las guardó en un bolsillo.

Justo yo estaba mirándolo y vino un policía.

Me vendió un bono de 70 pesos para la seccional del barrio…, no pude entender de qué barrio porque un cura me pidió que le comprara un ticket de 100 pesos para la casa que se tienen que hacer los sacerdotes en Villa Esperanza o algo así.

Y bueno! Yo por las dudas le dí, sino capaz que me muero y me mandan al infierno.

Además mi mamá siempre dice que hay que ser solidario.

¡Paaah…todavía tengo 675 pesos!

-¡La pucha!- dijo el papá de Matías- en la esquina están los botijas del liceo, prestame 100 pesos así les doy para la APAL.

Cuando llegué a la escuela la maestra dijo que iba a leer la lista de tooooodos los niños que no han puesto la mensualidad, así que me paré y pagué los tres meses que debía mi mamá.

Cuando salí, en la vereda estaban los niños con las alcancías de la colecta de la telemaratón o algo así.

Puse 70 pesos y tres tapitas de coca cola.

Y sí…hay niños que no tienen nada, yo por lo menos tengo 355 pesos.

Bah! Tenía, porque me encontré con los del baby fútbol y si no pongo 80 pesos me dijo el Turco que no me ponen el domingo.

En el supermercado la señorita de la caja me pidió para el Cuartelillo de Bomberos de Casabó, para la Fundación Fanvaloro o algo así y para la Hemonosequé.

No sé bien en qué me equivoqué, porque cuando llegué a mi casa mi mamá se puso como loca.

-¿Y vos no me dijiste que hay que ser solidario?- le pregunté mirando el piso.

-¡Noooo! ¡Imbecil y sordo de la oreja! ¡A tu hermano mayor le decíamos que había que ser solidario! ¡Lo que yo te digo, soooooordo, es que hay que ser solitario, no solidario SO-LI-TA-RIO!!

Después me miró las manos y me preguntó.

-¿Y las compras?

-No pude comprar nada- le contesté. Perdí los 250 pesos que me quedaban.

Y sí.

La paliza fue más chica.

Si se llega a enterar que los 250 pesos se los di al señor que hace la colecta para pagar en la FIFA la multa de Suarez, creo que me mata.

Y lo que más bronca me dá es que no pude poner ni un peso para pagarle el abogado a un señor Silva que trabaja en ASSE.

Marciano Durán

Crónicas marcianas y uruguayas.

Casi agosto del catorce.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *