DÍA DEL LIBRO

PROGRAMA DE LECTURAS EN LOS CENTROS DE ENSEÑANZA A PROPÓSITO DEL DÍA DEL LIBRO

17 de Mayo– CRÓNICAS DE HUMOR-  Niños de cuarto año de la Escuela 96 de Cerro Pelado.

23 de Mayo–  CRÓNICAS DE HUMOR – Niños y padres del  Colegio Gaia de Balneario Buenos Aires.

24 de Mayo CRÓNICAS DE HUMOR-  Alumnos y de sexto año y padres de alumnos del Colegio Maldonado.

25 de Mayo– “DEVELANDO EL CÓDIGO BLANES Y EL SUEÑO DE SAN JOSÉ” Alumnos de Primer Año del Colegio Padre Domingo.

26 de Mayo – CRÓNICAS DE HUMOR  Alumnos de 3º año del Ciclo Básico de la Escuela Técnica de Maldonado.

COYUNTURAL

 

 

Capítulo I
Salustio
Se acercaba la noche.
Salustio tomaba su mate cocido -el de la tardecita- sentado bajo el parral escuchando la General Electric y mirando dormir a Juan en su catrecito. Su mujer enmantecaba unos panes a su lado, con el delantal que no se había sacado del mediodía y que ya tenía puesto para la noche.
El hombre había trabajado duro desde la mañana y el mate cocido le ayudaba a recuperar fuerzas a la hora en que el sol amenazaba con esconderse.
Las sombras de los eucaliptos se alargaban casi hasta la quinta, el griterío de los horneros anunciaba que ya no llovía y los gatos lengüeteaban agua limpia en las cunetas.
1940 había empezado con todo, unos días antes de terminar el 39, el Graff Spee era hundido ahí enfrente nomás. Ahora, las radios contaban que París caía en manos de los alemanes.
El básquetbol de Uruguay le daba a Salustio una de las pocas alegrías. La celeste derrotaba a Argentina 25 a 23 y se consagraba campeón sudamericano.
En otras cunas, mas lejanas y arrullados con otros idiomas, dormían también recién nacidos, John Lennon allá por Europa y un negrito llamado Edson Arantes acá por América.
-Viene el Auto del Patrón, viene Auto del Patrón- gritó una y otra vez Estela- ¡Tío Salustio, viene el Patrón!
Con gallinas revoloteando por delante, con pavos y patos corriendo por los costados y el perrerío siguiéndolo de atrás, un hermoso Packard rojo del 35 frenaba entre una nube de tierra y plumas casi frente a la silla de paja en que Salustio estaba sentado.
Buenas tardes Patrón. ¿Qué lo trae por mi casa?
-Saludarte Salustio, saludarte- dijo Don César ayudando a bajar a Marcelito del Packard.

Continuar leyendo “COYUNTURAL”

El cuento es muy sencillo

Ahora Finalmente Advierto Propósitos (AFAP)

(Gracias Mario)
El cuento es tan sencillo que no necesitamos de Mario Benedetti.
Usted nace en su tiempo (final de los cincuenta)
contempla atribulado un cielo que no es suyo,
un cielo que protege a los que están adentro…
… y ya no admite ingresos.
Usted… ve a diputados, ministros y otras yerbas
conformar el establishment en que ser un igual
lo transforma en buen tipo.
Y usted en su adolescencia -Vietnam, Beatles mediante-
se entera una mañana por la Marcha del viejo
que están votando leyes que asegura el futuro…
del dueño de la mano que acaba de votarlas.

Continuar leyendo “El cuento es muy sencillo”

Guanajuato- MÉXICO

Estamos realmente orgullosos de los lugares a los que llegan nuestros trabajos.
A una semana de recibir una invitación desde Canadá para presentar nuestro libro en aquel país, nos llega hoy una invitación desde México.
Justo cuando nuestro texto “Esos locos que corren” llega a tres millones y medio de reproducciones en youtube, desde México nos llega la invitación a participar de la carrera que justamente lleva ese nombre.
Comparto con los amigos de Facebook la carta que recibimos hoy, que es motivo de orgullo nuevamente para mí y para mi familia.
Estimado Sr. Marciano Duran reciba saludos cordiales desde México.
Honor a quien honor merece.
El equipo de “Por Esos Locos que Corren” tiene el honor y atrevimiento de invitarlo a usted a nuestro evento anual y carrera atlética que se celebrará en la ciudad de Guanajuato, México.

Continuar leyendo “Guanajuato- MÉXICO”

AYER RECIBÍ UNA CARTA…

 

Por las persianas entornadas de mi casa, se escapa inevitablemente el orgullo… y los vecinos tratan de entender qué está pasando en la casa amarilla de los cipreses altos.
Por la chimenea larga de mi casa se trepa la emoción y se derrama sobre el techo, como si fuera la espuma del lavarropas y mis gatos huyen asustados para el techo de al lado.
Por debajo de la puerta del frente de mi casa se filtran algunas chispas de felicidad y los gorriones saltan hacia la calle a mirar desde allí espantados.
A bocanadas el honor invade nuestra vivienda y todos nos miramos confundidos.
Este marciano está feliz por las cosas que le pasan.
Es que…
…AYER RECIBÍ UNA CARTA DIRECTA DE CANADÁ.

Continuar leyendo “AYER RECIBÍ UNA CARTA…”

Yo no soy normal, lo reconozco.

Yo no soy normal.
Lo reconozco.
Pero que no sea normal no quiere decir necesariamente que sea mala gente (es decir, puedo serlo pero por otras cosas)
¿A qué me refiero?
A que hay cosas que a todo el mundo le gusta y a mí no.
-¿Ejemplo?…dirá usted.
-Comprar- contesto yo.
Cuando me armaron les faltó ese chip.
No me gusta comprar.
Nada.
Por eso en mis paseos favoritos no está el shopping, ni la feria, ni el free shop, ni el Chuy.
Soy bastante cavernícola.
Sin embargo acabo de darme cuenta que la vida se está riendo de mí sentada atrás de la góndola de los lácteos.

Continuar leyendo “Yo no soy normal, lo reconozco.”

LA COPA AMÉRICA CON MIS NIETOS. Uruguay-Jamaica

-Nada igual, les aseguro que no hay nada igual a nosotros- les dije a mis nietos que vinieron a ver el partido a mi casa. Escuchen, atiendan esto:
Maracaná, el loco que la picó, el Negro Jefe, el 30, las salidas de Manicera, los relatos de Solé, Peñarol y Nacional Campeones de América y el Mundo, Colombes y Ámsterdam, Mazurkiewicz atajando hasta el viento, las quince Copas América, el megatónico remate, el Lucho y el Enzo, la garra charrúa y mucho, muuucho más ¿entienden?- les dije y ellos sentaditos a mi alrededor me miraban y atendían cada uno de mis cuentos.

-Empieza el partido abuelo-dijo Mateo sentándose en un banquito a mi lado y mirándome desde allí abajo- Estamos muy nerviosos con todo lo que nos contaste.

-¡Nooo! ¡Cero nervios!Estamos sobrados. Tranquilos- les dije. Esto es como hacer un trámite en la intendencia (de Tokio), ustedes no se dan cuenta porque son muy chicos, pero el abuelo ha visto mucho futbol ¡Mírenle las caras de susto que tienen!! ¡Aguante la celeste!! ¡Cavaniiii dales un autógrafo, Cavaniii! Mirá, quieren intercambiar camisetas antes de empezar, nunca estuvieron tan cerca de las estrellas. ¡Nos quieren tocar, nos quieren tocar! Continuar leyendo “LA COPA AMÉRICA CON MIS NIETOS. Uruguay-Jamaica”